Destinatario: Ayuntamiento de Carloforte, Provincia de Carbonia-Iglesias, Región de Cerdeña, EFCA (European Fisheries Control Agency), ICCAT (International Commission for the Conservation of Atlantic Tunas), Departamento de Cultura, Turismo, Educación y Medio Ambiente del Parlamento Europeo.



Igualdad Animal ha difundido una investigación encubierta con imágenes que muestran la terrible matanza de los atunes rojos (también llamado “aleta azul”), que ocurre cada año entre mediados de mayo y principios de junio, en Carloforte, una ciudad en la provincia de Carbonia-Iglesias (Cerdeña).

Los atunes en el Mediterráneo son capturados sobre todo mediante almadrabas “volantes” y palangre, pero esta vez la tradición (las trampas) todavía encuentran su máxima expresión en la matanza, frente a las costas de Carloforte (la ciudad más grande en la isla de San Pietro) y de Porto Scuso, ambos ubicados en el suroeste de Cerdeña, y Porto Paglia, en el noreste.


A través de un sistema de redes fijas, los atunes se ven obligados, durante su migración a los lugares de reproducción, a entrar en una serie de cámaras por las que son conducidos hasta llegar a la última, la llamada “cámara de la muerte ‘, donde son reunidos antes de ser masacrados. Las imágenes publicadas muestran diferentes escenas vividas durante la matanza de Carloforte: cómo los atunes se agitan aterrorizados e hiriéndose unos a otros durante la captura y cómo son cruelmente arponeados y arrastrados hacia los barcos próximos, donde se les perfora con un cuchillo el corazón para lograr que su carne permanezca suave, mientras se mueren de asfixia, poco a poco.


Expertos de renombre internacional, como la Dra. Lorelei Wakefield (fundadora de la de la Sociedad Veterinaria de Bienestar Animal de la Universidad de Pensilvania, EE.UU.) han visto las imágenes y nos han hecho llegar su opinión sobre ellas. La Dra. Wakefield ha comentado al respecto: “Apuñalaron profundamente a algunos atunes en sus arterias principales para desangrarlos. A otros simplemente los dejaron fuera del agua asfixiándose. Ninguno de los atunes murió rápidamente; todos ellos se revolvieron en un caos de sangre durante varios minutos.”


La metodología descrita en la matanza de Carloforte no es la única que inflige sufrimiento y muerte a miles de atunes rojos y otros peces. Por esta razón, además de pedir a la administración local, provincial y regional que acaben con la masacre de Carloforte (así como otras que todavía se practican en Cerdeña, o Scuso Porto y Porto Paglia), enviamos nuestra petición a los representantes del ICCAT (Comisión Internacional para la conservación del atún y especies afines), EFCA (Agencia de Control de la Pesca en Europa) y los comités de Cultura, Turismo, Educación y Medio Ambiente del Parlamento Europeo, pidiendo la abolición de esta cruenta práctica de inmediato, así como de la pesca de estos animales a nivel internacional.

Ayúdanos a poner fin a la matanza de atunes

Estimado,

[signature]

2,416 signatures

Comparte con tus amigos: